Trend Micro Incorporated ha presentado sus completas soluciones de seguridad para fábricas inteligentes, diseñadas para proporcionar una mayor visibilidad y protección en los entornos de sistemas de control industrial (ICS), actualmente tan expuestos. Las soluciones serán seguras en todas las capas de Industry 4.0, mitigando esta creciente área de ciberriesgo para mantener las operaciones en funcionamiento mediante su refuerzo.

Gartner[1] predice que en 2021 se conectarán aproximadamente 49.000 millones de dispositivos IoT y que ese número seguirá aumentando en un futuro próximo. Incluso si solo un porcentaje muy limitado de estos dispositivos son dispositivos de IoT Industrial (IIoT) que controlan o supervisan procesos industriales como la fabricación, es muy probable que el mero número y la omnipresencia de IIoT provoque un aumento de los incidentes de seguridad.

Prueba de este riesgo creciente se ve en la cantidad de vulnerabilidades de ICS reportadas, que aumentaron en más de un 224% de 2017 a 2018. Las soluciones de seguridad tradicionales no están diseñadas para proteger estos entornos, por lo que Trend Micro adoptó un nuevo enfoque.

“En la carrera por construir entornos industriales conectados, se introducen brechas de seguridad que ni los equipos de TI ni los de OT son capaces de gestionar”, afirma Akihiko Omikawa, vicepresidente ejecutivo de seguridad IoT de Trend Micro. “Sabíamos que las soluciones de seguridad debían diseñarse de forma diferente para que funcionaran eficazmente en este entorno. Nuestros nuevos productos están diseñados para la Industria 4.0 y respaldados por los 30 años de experiencia de Trend Micro y la inteligencia global de amenazas para proporcionar la mejor protección global posible. Nuestra motivación es dar a los clientes la tranquilidad de saber que están cubiertos en todas las capas y nuevas conexiones en sus fábricas inteligentes”.

Dos nuevas soluciones, construidas por TXOne, subsidiaria cuya propiedad mayoritaria pertenece a Trend Micro,  están disponibles para mitigar los ciberriesgos en entornos industriales conectados. Estas incluyen un firewall industrial y un sistema de prevención de intrusiones (IPS), EdgeFire y EdgeIPS, para limitar la exposición de canales de comunicación inseguros y proteger contra la explotación de vulnerabilidades. Además, la consola de gestión de seguridad proporciona visibilidad en todos los equipos OT instalados. OT Defense Console se conecta con el firewall y el IPS para ayudar a los administradores a identificar la causa raíz de los ataques.

Junto a estas nuevas ofertas, Trend Micro ha actualizado dos de sus productos ya existentes para integrarlos mejor con las nuevas soluciones. El primero, Trend Micro Safe Lock TXOne edition, tiene como objetivo proteger los sistemas operativos de uso general, como Windows y Linux, evitando la ejecución de malware y programas no autorizados, incluidos los procedentes de USB. En segundo lugar, Trend Micro Portable Security 3 recibe una actualización para limpiar fácilmente las infecciones de malware en entornos ICS.

El valor de estas nuevas soluciones para fábricas inteligentes aumenta cuando se utilizan bajo un enfoque de seguridad multicapa junto con las soluciones híbridas de seguridad cloud y defensa de red de Trend Micro existentes. En conjunto, este grupo de soluciones de seguridad para fábricas inteligentes puede prevenir y detectar ataques de forma persistente.