Darktrace es una empresa líder mundial de inteligencia artificial para la defensa cibernética. Con miles de clientes en todo el mundo, desarrolló el Enterprise Immune System, basado en inteligencia artificial, para detectar y combatir ataques cibernéticos en tiempo real.

Darktrace tiene más de 800 empleados y 40 oficinas en todo el mundo. Sus principales sedes están en San Francisco, en los Estados Unidos, y en Cambridge, en el Reino Unido. El Sistema Inmune Empresarial fue creado por matemáticos de la Universidad de Cambridge y utiliza algoritmos de IA para detectar y actuar automáticamente contra las amenazas cibernéticas en todo tipo de redes, incluidas redes físicas, en la nube y virtualizadas.

La Inteligencia Artificial y el Aprendizaje Automático ofrecen una oportunidad significativa para la industria de la seguridad cibernética. Los nuevos métodos de aprendizaje automático pueden mejorar enormemente la precisión de la detección de amenazas y mejorar la visibilidad de la red gracias a la mayor cantidad de análisis computacional que pueden manejar.

Durante su conferencia “Adoptando la inteligencia artificial para la ciberdefensa”, realizada en la más reciente edición de Infosecurity México, Eloy Ávila, CTO Americas en Darktrace, aseguró que: “Nosotros comenzamos a utilizar la Inteligencia Artificial para ciberseguridad; diseñada para dar visibilidad y detectar anomalías de dispositivos, así como para ayudar a nuestros equipos de seguridad a investigar y tomar acciones rápidamente”.

“Somos la primera empresa en el mundo en desarrollar e implementar una tecnología de sistema inmune completamente autónoma para la ciberdefensa. Nuestro objetivo es entender el estado actual que tienen las empresas para enfrentar retos como la falta de visibilidad continua en sus redes, la prevención y el bloqueo insuficiente, o la no integración de los silos de información”.

Actualmente la marca se encuentra en un periodo de crecimiento, por ahora su modelo de comercialización es de forma directa, sin embargo, ya están en pláticas con un mayorista con quien pretenden ampliar su red de distribución y tener mayor presencia en el país.

“Tenemos poco tiempo en México, por lo tanto, consideramos que aún hay mucho campo que podemos penetrar; estamos en la etapa de dar a conocer la solución, así como en la búsqueda de socios que nos ayuden a comercializar la herramienta; ofrecemos capacitaciones y entrenamientos, ya sea presenciales o webinars, además tenemos equipo de prueba que pueden utilizar por un periodo de cuatro semanas”.

La marca cuenta con más de 8 mil empleados a nivel global, 3 mil clientes, y tiene presencia en toda Latinoamérica. En México tiene dos años y cuenta con oficinas en la Ciudad de México.